Curiosidades del vending

Las ventajas del vending y sus curiosidades

¿Sabía usted que el vending es un sistema de ventas de orígenes milenarios?, ¿Que las primeras expendedoras se popularizaron en Gran Bretaña en el siglo XVIII? y ¿Qué en la actualidad es una de las formas más dinámicas y modernas de tomarse un respiro en el trabajo, hacer teambuilding, brainstorming y otras técnicas de management, o excelentes relaciones con proveedores y clientes, a coste bajo, que ayudan a aliviar tiempos de espera y pasar ratos de ocio?

Las ventajas del vending y sus curiosidades son múltiples, aunque quizás no suficientemente conocidas. Sin embargo, este “gran desconocido” es un sistema de ventas con un índice de usuarios que roza el 100% de la población en cualquier rincón del mundo. El vending en Córdoba ha sido uno de los pioneros, a nivel internacional, de pago con el móvil en las expendedoras. ¿Quién no ha comprado nunca algo en una máquina de vending?

Su popularidad es tal, que mereció una serie de humor en televisión, originaria de Francia y exportada a media docena de países en Europa (Italia, Portugal, Polonia y España) y América Latina (Chile y Colombia). En España, comenzó a emitirse el espacio “Camera Café” en televisiones autonómicas, en el año 2002, y acabó en una gran cadena privada en 2009, siete años y mil cuatrocientos episodios después.

Nuevas tendencias de vending: Exsurvending

A lo largo de 2020 se preparan ferias, encuentros y eventos relacionados con el vending, que expondrán las últimas tendencias del sector de ventas de productos y servicios preparados para el consumo inmediato. De forma inminente, las próximas se celebrarán en Málaga y Madrid; más adelante hay un encuentro programado en China; otros en Alemania, Lisboa, Moscú…

Pero volvamos a Córdoba, donde empresas como Exsurvending, con veinte años de experiencia, destaca por proporcionar excelencia al mejor precio. Sus expendedoras se adaptan a cualquier necesidad: máquinas de café, snacks, agua, refrescos… siempre de las mejores marcas y calidades. Sus profesionales son expertos que asesoran y seleccionan la opción más adecuada para cada situación, empresa o espacio público. Son especialistas en posicionamiento de máquinas en oficinas, colegios, centros de negocios, comercios, recintos deportivos, etc. Instalan sus máquinas de manera gratuita, con los mejores modelos de expendedoras.

El vending es un método de venta universalmente aceptado. Una expendedora puede ser instalada en cualquier lugar y servir de todo: agua, refrescos, cafés, chocolates, infusiones, sándwiches, caramelos, snacks, tabaco… incluso cámaras de fotos, fármacos, teléfonos móviles, colonias, regalos o productos para uso íntimo y personal. Prácticamente de todo. Versatilidad, accesibilidad y facilidad de uso, además de precios muy accesibles, son la esencia del secreto de su éxito.

Los orígenes del vending

Según cuentan quienes se han interesado por sus curiosidades históricas, la primera máquina de vending la diseñó Herón de Alejandría en el siglo I antes de Cristo, nada menos, y servía agua bendita en los templos de Tebas. Pero el vending como tal surgió en Gran Bretaña, en la Primera Revolución Industrial, y se desarrolló durante la Segunda. Es decir, entre el siglo XVIII y el XIX. Inicialmente, las máquinas vendían postales y sellos. Pero luego alguien pensó que era una forma sencilla de que los obreros de las fábricas (las cuales empezaban a estar mecanizadas para hacer producción en cadena) no perdieran tiempo de trabajo y pudieran tomar algo, generalmente té o café calientes, en su mismo espacio laboral.

Pronto se expandió el sistema por el resto de Europa y por América. En Nueva York, Estados Unidos, las primeras máquinas de vending que salieron a las calles para dar servicio al público no se instalaron en “las calles”, propiamente dichas, sino en recintos cerrados masivamente transitados, como el Metro, y se accionaban con fichas especiales con forma de moneda que, aunque no fuesen dinero, hacían las veces de tal. Fichas específicamente diseñadas para el producto a comprar.

A partir de la década de los años sesenta del s. XX, las máquinas de vending se universalizaron gracias a la producción masiva de productos para consumo inmediato y a las mejoras de su tecnología. Hoy hay vending por la calle, en comercios, cines, estadios, teatros, supermercados… Incluso hay tiendas en cuyo interior hay exclusivamente estas expendedoras para vender absolutamente de todo.