Qué tipos de hosting a utilizar para comenzar con una web

A la hora de comenzar un proyecto web con la aspiración de mantenerlo en el tiempo, uno de los aspectos cruciales es elegir entre los distintos tipos de hosting u hospedajes cuál vamos a necesitar y con qué empresa contratarlo.

Por mi parte, en este blog y según mi experiencia, quiero hablar del primer aspecto (tipos de hosting) para relacionarlo con el segundo (qué empresas) y terminar con otro factor muy importante que muchas veces no se indica en las características de los planes: la rapidez de respuesta del servidor a las peticiones de consulta a la base de datos, lo cual que no tiene tanto qué ver con el tipo de plan que contratemos sino con el tipo y calidad de los servidores que la empresa utilice.

Tipos de hosting para comenzar un proyecto

Tienen muchos nombres: Plan inicio, al que le sigue el Plan básico, luego el Profesional para terminar con Avanzado o Premium. Las diferencias entre ellos tiene que ver con la tasa de transferencia mensual, el tamaño del disco duro, número de bases de datos, lista de correo, etc. A mayor cantidad, mayor coste. ¿Cuál elegimos para no quedarnos cortos o no gastar un dinero de forma innecesaria?

A no ser que vayas a tener una promoción y difusión especial tras lanzar la web, generalmente los emprendedores autónomos, freelance, pequeña empresa o particular no esperamos contar con más de 1000 visitas al día, un espacio web necesario de entre 500 Mb y 1 Gb o una lista de correo de más de 1000 suscriptores. Por ello, los planes de Inicio y Básicos suelen ser los más indicados, y la mayoría cubren esas necesidades.

No obstante, y como no sabemos hasta donde podemos llegar con nuestro proyecto, no está de más realizar el primer contrato del hosting para un periodo de 3 meses para evaluar durante ese tiempo el impacto de nuestra web en la red. Si el proyecto crece y necesitamos un hosting mayor, para la renovación cambiamos a un plan superior. Si no es así, seguimos como estamos y nos ahorramos unos euros en costes de hospedaje.

Qué empresas se recomiendan

Aquí hay diversidad de opiniones y, aunque interviene el tema de la calidad de los servicios, también hay mucho marketing y recursos para venderse. Sin embargo, actualmente, las empresas que cuentan con una mejor relación calidad-precio son Hostgator y Webempresa, al menos en el mercado hispano. No muy lejos, generalmente en una quinta posición en las listas más fiables al respecto, aparece 1&1. Y aquí viene la pregunta obvia: ¿cómo una empresa que ofrece hospedaje gratuito compite con empresas que cobran como mínimo 50€ al año por el plan más económico? Como decía antes, por el trabajo de marketing y difusión; no hay que olvidar que 1&1 tiene grandes recursos, suficientes como para patrocinar la Fórmula 1.

Por supuesto, allá cada uno con su elección, pero se elija hosting gratuito, ésta o aquella empresa, hay un aspecto muy importante a considerar más allá de la transferencia y el disco duro de cada uno de los planes: la potencia y prestaciones de los servidores.

Tipos de Hosting

Los servidores web y los Discos SSD

Si, sobre todo, montamos un WordPress para lanzar nuestra web, tenemos que saber que a lo positivo que supone poder implementar y manejar este CMS de forma sencilla, se le contrapone los recursos que necesita esta plataforma para correr en un servidor. Este servicio web dentro de lo que se llama software libre está basada en una base de datos MySQL a la que consulta para casi todo, por lo que el número de peticiones y respuestas al servidor son mayores que en cualquier otra plataforma como Joomla o Magento. Es cierto que podemos utilizar plugins como TotalCache para que los usuarios no tengan que descargarse el 100% de la web al navegar por las páginas, pero aún así es muy necesario contar con un servidor que más allá de la capacidad de transferencia y disco duro, cuente también con Discos SSD. Si la transferencia mensual nos permite soportar un volumen determinado de visitas durante el mes completo, la velocidad de proceso de información de los Discos SSD permite soportar más usuarios visitando nuestro sitio web al mismo tiempo.

Os ha podido ocurrir que cuando visitáis un sitio web, su carga de información va muy lenta y al final optamos por marcharnos. Ese problema tiene que ver con la potencia del servidor para procesar más de x consultas a la base de datos. La solución pasa o, por tener una sitio web de páginas estáticas (HTML, por ejemplo), lo cual es un poco arcaico, o elegir un servicio hosting con unos servidores potentes. La empresa más recomendada en este sentido es webempresa.com que cuenta con Discos SSD en todos sus planes. Esto lleva un coste añadido en comparación con otras empresas pero es toda una inversión a medio y largo plazo.

Como veis, elegir tipos de hosting es toda una aventura y crucial para que un proyecto web tenga éxito o no. Por ello, en vuestro plan de empresa, no está de más dejar toda una sección para considerar estos temas.

Jesús S. Medina

Programador Junior 1991-1993. Técnico informático desde 1993. Diseñador y programador web desde 1998. Administrador de contenidos online, SEO, redactor web y escritor.